lunes, 16 de abril de 2018

Un “Estado” imaginario en una comuna suiza

edificio

Una estructura paralela con su propia moneda, ciudadanía y un edificio palaciego. El empresario Daniel Model creó Avalon, un “Estado fantástico” en el poblado de Mühllheim, en el cantón de Turgovia. En esa comuna nadie toma en serio este sitio, aunque no sea del todo inofensivo, pues entre sus preceptos rechaza el Estado democrático de Suiza.

Podría ser una catedral, o un templo este gran edificio de piedra gris en medio del paisaje rural de Turgovia, un cantón en el noreste de Suiza.

Este edifico rectangular con la estatua dorada se llama Pueblo modelo. No es una iglesia, aunque aquí se reúnan personas de la misma creencia, o más bien dicho, de la misma convicción.

La construcción busca ser la representación material de Avalon, un Estado fantástico con su propia moneda y nacionalidad, misma que solo se obtiene si el candidato pasa un examen secreto de aptitud. Y los que la obtienen tienen una clara postura: rechazar la sociedad democrática del Estado suizo.

Avalon surgió en 2006, pero no de una persona desconocida en la región, sino de Daniel Model, un exitoso hombre de negocios y uno de los empleadores más importantes del lugar. Este hombre dirige la empresa de embalajes Model AG, con sede en la comuna Weinfelden, también en Turgovia. Daniel Model pertenece a la cuarta generación de la familia al frente del negocio.

La fortuna de Daniel Model ronda 200 o 300 millones de francos. El empresario vive fuera de Suiza, en el vecino Liechstenstein. Se rumorea que su rechazo al Estado helvético también lo alimentan razones fiscales.

FlashNoticia | Seguir leyendo

El Tiempo

globeMap